jueves, 12 de noviembre de 2015

Boniato frito (Batata frita)

Vamos con la tercera receta en la que predomina un producto de color naranja. Después de los caquis y las zanahorias, en otoño tenemos los boniatos. Todos estos alimentos tienen algo en común y es que son ricos en carotenos y otras sustancias muy beneficiosas para la salud así que son muy útiles para compensar todos los agentes nocivos que sin querer soporta nuestro organismo.

Esta receta es más una sugerencia de como utilizar el boniato de otra forma, porque aquí en Catalunya estamos acostumbrados a comerlos casi siempre asados en el horno, pero en otros lugares los utilizan como si fueran patatas y desde esa perspectiva se pueden hacer muchas recetas como ésta con ellos.

Es una sencilla y sabrosa elaboración para un perfecto acompañamiento.



Ingredientes para dos acompañamientos

2 boniatos
Aceite de oliva virgen
Sal o sal en escamas
Pimienta recién molida
1 pizca de comino en polvo





La elaboración no puede ser más simple:

Pelar los boniatos, lavarlos y cortar primero en rodajas y luego en bastones, cuanto más finos, antes se cocinarán.

En una sartén poner un chorrito de aceite de oliva virgen, no necesitan mucho, cuando esté caliente añadir los boniatos y dejar dorar hasta que se ablanden, unos 15 minutos.

Retirar y poner sobre papel absorbente y añadir la sal, la pimienta y el comino.

Servir caliente.

2 comentarios:

  1. ME ENCANTA!!!! EL boniato está tan tan rico... y últimamente apetece hasta más que la patata normal :) Un abrazo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias María!!! Tienes toda la razón, yo estoy descubriendo nuevas formas de cocinarlo y todas me gustan!! Besitos!! ;-)

      Eliminar