sábado, 26 de enero de 2013

Alcachofas rebozadas o en tempura

Esta receta es muy fácil pero un poco entretenida, aunque el resultado para mi lo compensa todo porque me encanta. Desde luego no es de régimen, pero si nos moderamos en la cantidad tampoco es un plato del que tengamos que arrepentirnos mucho tiempo, aunque la verdad es que a mi me cuesta muchísimo no pasarme con ellas y siempre acabo comiendo el doble de lo previsto. ;-) ...... Un poco de ejercicio, caminata o lo que quieras y solucionado. Para mí vale la pena.


Alcachofas rebozadas o en tempura

 Ingredientes para 2 personas:

4 Alcachofas medianas
6 cucharadas de harina para rebozar  (si tenéis de tempura mejor, pero no imprescindible)
1 vaso grande agua
3 cubitos de hielo
Sal
Aceite de oliva

Los cocineros aconsejan que hagas el rebozado o tempura con agua muy fría, la fritura queda mucho más crujiente y aunque no es imprescindible yo lo recomiendo, ahora siempre lo hago así, no cuesta nada y creo que el resultado es mejor.
En un bol grande se pone primero la harina con un poco de sal y en un vaso grande se pone agua con tres cubitos de hielo, dejar enfriar el agua hasta que los cubitos estén deshechos y después ir añadiendola a la harina, removiendo con un tenedor o varillas hasta conseguir que quede una crema ligera pero densa. Las cantidades no son matemáticas, si es necesario se rectifica de agua o harina.

Pelar, lavar y cortar las alcachofas, yo las hago primero en dos mitades y luego cada mitad a láminas de medio centímetro de grosor aproximadamente, salar ligeramente e ir incorporándolas al bol del rebozado.

Por último en una sartén poner aceite en abundancia a fuego medio, cuando esté caliente ir poniendo las alcachofas impregnadas en el rebozado, dorar e ir colocándolas en una fuente sobre un papel absorbente.

Y ya están listas, me comería mil :))




No hay comentarios:

Publicar un comentario