lunes, 22 de enero de 2018

Caballa marinada con pimentón y romero

En esta receta el pescado queda marinado pero semicrudo, en la original se ahuma la caballa pero como se necesita madera y no tenía, decidí usar el soplete para darle un sabor similar y quedó muy bien.

Hay distintas formas de terminar la caballa después del marinado, depende del gusto de cada persona. Si te gusta el pescado semicrudo te recomiendo el ahumado o bien el soplete, si no es así y lo pasas un minuto por la plancha el resultado también es delicioso.  En cualquier caso es un plato sencillo de realizar, muy sabroso y absolutamente sano.






Ingredientes para dos personas

2 caballas grandes, de ración
1 kg. de sal gorda
Pimentón dulce o picante según el gusto
Coriandro en polvo (semillas de cilantro)
Romero en rama
Aceite de oliva virgen extra

Opcional

Puré al gusto para  ponerlo bajo la caballa





Elaboración:

Pedir en la pescadería que nos arreglen la caballa en dos lomos, sin la espina central y sin cabeza.

Montar los dos lomos como si la caballa estuviera sin abrir.

Marinado:

Cubrir la caballa con una mezcla de sal gruesa, pimentón, romero picado, y cilantro en polvo durante 20-30 minutos.

Tras este tiempo, sacarla del marinado, limpiarla bajo el grifo y quitar las espinas centrales de cada lomo con una pinzas (esto es opcional porque también se puede hacer en el plato). Quitar también si es posible la telilla de la piel, no es imprescindible pero no cuesta mucho y la textura es más fina. (os explico cómo hacerlo en mi receta de Caballa marinada al vinagre de jerez 
Secar bien con un paño o papel de cocina.

Hacer un aceite de pimentón de la Vera calentando aceite de oliva virgen extra en una sartén y diluyendo una cucharada de pimentón hasta quede un aceite denso. Pasar a un bol y reservar para pintar en su momento los lomos de caballa.

Para el acabado: Os presento tres opciones, aunque yo sólo he probado la del soplete.

Opción 1- Con soplete:

Poner los filetes de caballa limpios sobre un plato o bandeja, pincelar con el aceite de pimentón y pasar el soplete por ambos lados hasta tostar ligeramente.
Tener cuidado de que el plato no esté sobre ninguna superficie inflamable, yo no me di cuenta y tenía una esterilla de madera debajo que por suerte no sufrió daños.



Opción 2 - A la plancha

Calentar una plancha al fuego y cocinar los filetes de caballa 1 minuto por cada lado. En este caso es mejor pintarlos con el aceite de pimentón después.

Opcion 3 - Ahumada

En una cazuela grande o una bandeja honda de metal con tapa, disponer unas ramas de romero secas con unas virutas de madera en la base. Encender con un soplete y poner los lomos de caballa sobre una rejilla encima de las virutas. Tapar y dejar ahumar.

Emplatado:

Sobre una cama de puré al gusto, yo lo hice de brócoli y patata, se colocan los lomos de caballa. Pintarlos con un poco más de aceite de pimentón de la Vera y adornar con unas gotas del mismo aceite.






No hay comentarios:

Publicar un comentario