sábado, 30 de mayo de 2015

Ensalada con queso fresco, naranja y vinagreta cítrica

Una ensalada variada es una buena solución en esta época del año, para mantener una dieta equilibrada.

Para compensar lo que pueda comer a mediodía, en la cena a mi me apetece tomar algo ligero, que sea nutritivo, que no engorde y que me deje una sensación de saciedad suficiente.

La de hoy es una ensalada muy simple y a la vez muy completa, ya que el queso fresco nos aporta valor proteico. Espero que la disfrutéis.



Ingredientes para 2 raciones

Lechuga Hoja de roble
Rúcula
125 gr.  queso fresco tipo Burgos desnatado
1 naranja
Aceite de oliva virgen extra
Vinagre de Módena ( o el que más te guste)
Sal 
Pimienta negra
Semillas de sésamo 




Elaboración

Limpiamos las lechugas y las colocamos sobre el plato o fuente para servir, a modo de cama.

Pelamos la naranja sobre un plato para recoger el zumo. Quitamos toda la parte blanca y cortamos los gajos "a lo vivo" o sea limpios de pieles y semillas.
Se trata de cortar con el cuchillo cada gajo a ras de membrana y extraerlo.

Como es más difícil explicarlo que hacerlo, puedes ver este vídeo de youtube en el que se ve lo sencillo que es:
 https://www.youtube.com/watch?v=ZRI1ZgHlUsA

Una vez separados los gajos los apartamos y con las manos limpias exprimimos el resto de la naranja, sobre un bol.

Cortamos el queso fresco en dados y lo reservamos.

Para la vinagreta colocaremos en un bol, 1 parte del zumo de naranja, 1 parte de vinagre, 2 partes de aceite de oliva virgen extra, un pellizco de sal y lo batiremos todo con unas varillas o un tenedor hasta obtener la textura deseada para la vinagreta. A mi me gusta ligera, pero si la prefieres espesa añade más aceite.

Disponemos los gajos de la naranja sobre las lechugas, junto con el queso fresco y las semillas de sésamo. Salpimentamos el conjunto y añadimos la vinagreta al gusto.


No hay comentarios:

Publicar un comentario